913 55 30 28 / 913 56 44 95  |  info@bunkerservicios.com
Facebook Linkedin Google-plus-g
Organizar nevera

¿Cómo organizar la nevera?

Una nevera ordenada es símbolo de limpieza; pero también garantiza que se pueda aprovechar todo el espacio posible. Con respecto a esto último, es importante poder establecer las zonas en las que haya menor temperatura, esto es porque hay alimentos o bebidas que requieren de cierta temperatura.

Organiza tu nevera con estos consejos

Organizar la nevera puede ser idóneo si se busca mantener el buen estado de los alimentos que se guardan, o para lograr que ciertos postres o carnes, se mantengan en buen estado por mayor tiempo. Elige de manera adecuada, el lugar correcto para cada alimento. Verás que mejorará el sistema de almacenamiento, pero también habrá mejor espacio. 

En BUNKER Servicios somos especialistas en organización del espacio, con nuestro alquiler de trasteros en Madrid.

Envases con tapa

Pueden ser de gran ayuda si se busca apilar una cantidad de estos envases para que se pueda organizar mejor los alimentos. Si cuentas con un espacio determinado, aprovecharlo es necesario. En el caso de los envases plásticos con tapa; permiten que se pueda organizar de forma sencilla, uno encima de otro, logrando que puedan ubicarse sin riesgo de llenar la nevera. En este respecto, hay que tener en cuenta que es necesario sacarlos para obtener el envase que se necesita. Puede que no sea muy rápido el acceso, pero permitirá gestionar mucho mejor el espacio dentro de la nevera.

Ordena por categorías

Las categorías bien pueden ser desde ordenar alimentos como verduras y legumbres, pasando por huevos, líquidos y quesos. En este caso, cuando se trata de vegetales, frutas y tubérculos, es importante que se encuentren en una parte de la nevera que no tenga tanta exposición al frío directamente. La parte inferior de la nevera, como las gavetas de debajo, son ideales para guardar los vegetales. Las bebidas y alimentos más líquidos pueden ordenarse en la parte superior de la nevera, ya que se mantendrán a una baja temperatura, pero sin que se congelen. 

Los quesos y la mantequilla, pueden ubicarse en la parte del espacio de la puerta de la nevera. Siempre es necesario ubicarlo de manera que no se desperdigue. 

Envases 

Los tuppers son muy útiles, pero veremos que son necesarios en el caso de usar y almacenar alimentos en el congelador de la nevera. Ayudan a que el frío no queme lo que se encuentra en el interior del envase y permite que haya una mejor interacción con aquello que se está almacenando. 

Para guardar las carnes, ten en cuenta que puedes usar estos tuppers o simplemente ocupar bolsas plásticas. Elige lo que mejor se adapte. También puedes almacenar en el congelador apilando una cosa encima de la otra. 

Frascos 

Por otro lado, los frascos son sumamente necesarios si se quiere guardar diversos tipos de elementos, ingredientes y demás, ya que vienen con tapa, pero también ocupan muy poco espacio en la nevera. Se pueden organizar de manera que el espacio sea aprovechado. Lo ideal es que se pueda optimizar cada espacio y gaveta de la nevera, se trata también de obtener pulcritud, pero también de mejorar y ejercer comodidad en cada una de las partes de la nevera, para que ningún alimento se estropee.

Como organizar nevera
Como organizar nevera

Consejos para la organización de la nevera

Mantener la nevera en óptimas condiciones no solo ayuda a preservar la frescura de los alimentos, sino que también puede prolongar su vida útil y reducir el consumo de energía. Aquí te ofrecemos algunos consejos específicos para el cuidado adecuado de tu nevera:

  1. Limpieza regular: Dedica tiempo periódicamente a limpiar tanto el interior como el exterior de la nevera. Retira los alimentos y las bandejas para limpiar las superficies con agua tibia y detergente suave. No olvides limpiar las juntas de las puertas para asegurar un cierre hermético.

  2. Control de temperatura: Verifica regularmente la temperatura de la nevera y ajústala según sea necesario. Una temperatura adecuada es crucial para mantener la frescura de los alimentos y evitar la proliferación de bacterias. La temperatura ideal suele estar entre 1°C y 4°C.

  3. Organización interna: Organiza los alimentos de manera que los productos perecederos estén fácilmente accesibles y se consuman primero. Utiliza recipientes herméticos para almacenar alimentos para evitar derrames y olores no deseados.

  4. Descongelación: Si tu nevera tiene un congelador integrado, asegúrate de descongelarlo regularmente para evitar la acumulación de hielo. Un exceso de hielo puede reducir la eficiencia energética y dificultar la circulación del aire frío.

  5. Revisión de sellos: Inspecciona regularmente las juntas de la puerta de la nevera para asegurarte de que estén en buen estado. Las juntas desgastadas pueden provocar fugas de aire frío, lo que aumenta el consumo de energía y reduce la eficiencia de enfriamiento.

  6. Mantenimiento del sistema de drenaje: Si tu nevera tiene un sistema de drenaje para el agua de descongelación, asegúrate de mantenerlo limpio y despejado para evitar obstrucciones que puedan provocar fugas o malos olores.

  7. Evitar sobrecargar: No sobrecargues la nevera con alimentos, ya que esto puede dificultar la circulación del aire frío y aumentar el consumo de energía. Deja suficiente espacio entre los alimentos para permitir una adecuada circulación del aire.

Siguiendo estos consejos, podrás mantener tu nevera en óptimas condiciones y asegurarte de que tus alimentos se mantengan frescos por más tiempo. Un mantenimiento adecuado no solo te ayudará a ahorrar energía y dinero, sino que también contribuirá a reducir el desperdicio de alimentos.

+ posts

En Trasteros Madrid Bunker, nuestro objetivo es mejorar la comodidad de las personas. Por esta razón, proporcionamos un lugar seguro, de fácil acceso y con atención profesional para que puedas almacenar tus pertenencias.

Noticias relacionadas